De la China comunista solo queda la censura.

Volvi con algo de ansias al mundo “Chino” (por llamarlo de forma generica), pues habia estado intentando aprender algo del idioma mientras anduve por Taiwan y queria seguir en eso. Mientras caminaba por los pasillos del aeropuerto hacia inmigracion trataba de hacerme una imagen de Beijing; imaginaba grandes edificios de corte sovietico, muchas bicicletas, autos rusos y chinos, los simbolos del partido comunista por todas partes, y edificios grises y deprimentes. No podia estar mas alejado de la realidad, pues me encontre con una ciudad con una infraestructura completamente desarrollada; avenidas gigantes; Porsches, BMW’s, Mercedes Benz y Range Rover por doquier, con suerte uno que otro Great Wall y Chery, pero eso seria; los simbolos comunistas y edificios sovieticos tan solo en ciertos lugares emblematicos, y lo gris y deprimente se ve opacado por los edificios modernos que se elevan a lo largo y ancho de esta ciudad.

Pequeños callejones en wangfujian.


Pero por mas occidentalizado que se pueda ver Beijing hoy en dia, aun conserva algo de su antiguo estilo. Para encontrar algo de la vieja ciudad uno debe moverse por los hutong, se trata de los antiguos callejones que datan incluso de la epoca medieval, donde aun se desarrolla la mayor parte de la vida de la gente, y que te permiten ver un poco del verdadero beijing tras ese maquillaje que se ha aplicado en los ultimos años.

Entrada a la ciudad prohibida.


Al ir caminando por las calles es posible darse cuenta que nuestras costumbres son completamente diferentes. La primera vez que lo escuche pense que era un caso aislado, pero ya cuando me di cuenta que era algo que tanto mujeres como hombres hacian me causo algo de gracia; es completamente normal hacer “burbujear” la garganta y lanzar un escupitajo en la calle, nadie ni siquiera se inmuta, aunque algunos al hacerlo suenen como si estuvieran atorados con un hueso de pollo. Las flatulencias estan a la orden del dia, y cortarse las uñas o afeitarse en el tren, bus, o la calle, es algo completamente normal.

Pagoda en el palacio de verano.


Pero sin duda lo que mas me ha llamado la atencion es la diferencia no en ese tipo de costumbres, sino de como los chinos perciben el espacio personal y la intimidad. Me toco entrar a un baño publico, donde como es la costumbre, no existen tazas, sino que una especie de hoyos en el piso, que nisiquiera estan separados en cubiculos, sino que estan todos juntos, sin un separador. Mientras yo estaba haciendo del “uno”, entraron tres viejos conversando y fumando (los chinos son demasiado buenos para fumar), se metieron a los 3 hoyos, bajaron sus pantalones y ahi estaban los tres, haciendo del “dos” mientras conversaban, uno leia el diario, el otro le apuntaba algo que le llamaba la atencion en una pagina, y el otro se fumaba su cigarro y hablaba sobre algo inentendible, todos como si nada, una imagen que me es completamente imposible de imaginar en cualquier parte de occidente, pero que demuestra la diferencia en el concepto de intimidad entre diferentes culturas.
Bueno, volviendo a Beijing, es una ciudad muy interesante, muy bien conectada, y que da para varios dias. La plaza de tiannamen, donde se concentran practicamente todos los simbolos de la china comunista, y los museos a su alrededor son sin duda el principal destino. Luego, cruzando la calle, se encuentra la famosa ciudad prohibida, lugar donde vivieron muchos emperadores y que realmente es interminable. Paredes inmensas separan un “ambiente” de otro, y resulta realmente inimaginable dimensionar lo grande de este lugar, donde templos, palacios y enormes construcciones estan por todas partes. El templo del cielo, y el palacio de verano son otras grandes muestras de la arquitectura y opulencia del antiguo imperio; mucho detalle y brillo; en tono de broma decia que me recordaban un poco a los restaurantes de comida china que se pueden ver por Santiago.

Templo del cielo.

La abrumante dimension de todos los edificios, que en su mayoria datan de la epoca medieval (aunque tambien muchos han sido reconstruidos ), no es algo dejado a la casualidad ni por necesidad; al igual que muchas otras culturas ancestrales, todos los edificios estan diseñados para reflejar la grandeza y poder del imperio, y de cierta forma con los edificios sovieticos de la china comunista se ha intentado seguir con esa linea.

Ciudad prohibida.


La otra gran atraccion que es posible visitar en beijing es la muralla china, en la zona de Mutianyu. Aproximadamente a 1 hora y media, se encuentra esta franja de 7 kms restaurada casi en su totalidad, y que si tienen suerte, y van un dia de semana, podran visitar con tranquilidad y sin un millar de turistas chinos empujandose unos a otros por ser los primeros en subir los escalones, o empujandote a ti porque quieren sacar una foto en el lugar en que estas parado. Un buen dato es que si se puede hacer un grupo de 4 personas, es posible negociar y contratar un taxi por un dia, ya que a la larga saldra mas conveniente y barato que agendar un tour.

Muralla China en Mutianyu.


Beijing por si solo da para al menos 5 o 6 dias, pues hay que tener en cuenta que si bien es posible llegar a cualquier parte en metro, los lugares de interes son tan grandes que se camina demasiado. Otro punto un poco bajo, es que la entrada a las atracciones es relativamente cara y casi nada es gratis. Asi que un buen calzado, y harta agua son necesarios para disfrutar de este lugar!

Algunos datos:
Idioma: Chino Mandarin con escritura simplificada.
Moneda: Yuan. 6 ¥= 1 USD.
Clima: En este momento (octubre) China esta ad portas del invierno. En Beijin hay 20º en el dia y 8º en la noche
Hostal: 45¥ por noche.
Cerveza: 4¥ x 600 ml en el supermercado. Hasta 25¥ por la misma en un bar.
Tour a la muralla: 280¥ pax con un almuerzo y desayuno incluido/ 600¥ taxi (sin considerar la entrada a la Muralla que es de aproximadamente 80¥ y la subida en teleferico a la muralla que son otros 80¥ mas, aunque se puede hacer caminando)
Entradas: fluctuan desde 35¥ hasta 70¥ dependiendo de cual.

5 comments

  1. monica ramirez romero dice:

    Gran experiencia, interesante entender la cultura oriental.
    un abrazo.

  2. Nicolás dice:

    Buenísimo

  3. Javier dice:

    Buena experiencia, que ganas de poder tener las lucas para conocer lugares con paradigmas y estructuras sociales tan diferentes a las nuestras.

    Me quedo esperando nuevas anécdotas y experiencias de viajes.

    Pd: La ortografía chicos!

    • Fer dice:

      Por la ortografia lo lamentamos! Lo tenemos presente pero el equipo computacional y el tiempo disponible para actualizarnos constantemente hace imposible darle mayores retoques a las entradas. La unica opcion seria quedarse un dia entero editando las entradas, y perder tanto tiempo limita mucho la experiencia… De todas maneras vamos a trabajar en ellos. Saludos estimado!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *